Grido, la cadena de heladerías más importante de Latinoamérica, triplicará su cantidad de franquicias en la ciudad de Mar del Plata a partir de la apertura de 7 nuevos locales en los próximos meses, la mayoría de ellas a concretarse entre fines de este año y principios de 2011.

Asimismo, a lo largo de la temporada se prevé la apertura de 55 heladerías en todo el territorio provincial, las cuales estarán distribuidas de la siguiente manera: Gran Buenos Aires (16), Ciudad Autónoma de Buenos Aires (10) y Provincia de Buenos Aires (29).

De esta manera, esta empresa familiar nacida en Córdoba y con más de 850 franquicias en 21 provincias argentinas y en la República de Chile, consolida su crecimiento en esta plaza, en donde numerosos emprendedores locales han decidido iniciar un negocio exitoso de la mano de una marca que ha demostrado un vertiginoso crecimiento en apenas 10 años de vida.

Las siete aperturas previstas para el corto plazo generarán cerca de 45 puestos de trabajo en la ciudad, ofreciendo a los jóvenes locales una excelente oportunidad de iniciarse laboralmente.

Grido se extendió rápidamente por todo el país gracias a la baja inversión requerida por parte de los franquiciados, y al modelo de negocio de la firma, el cual se adapta a las exigencias de cada localidad.

El vertiginoso crecimiento de la marca se sustenta sobre una política de precios bajos, alta calidad en los productos, cercanía (descentralización de los puntos de venta a sectores periféricos) y presencia comercial a lo largo de todo el año. Esto ha llevado a que decenas de emprendedores de la provincia de Buenos Aires estén poniendo sus ojos en esta pujante empresa del interior y estén invirtiendo en este exitoso modelo de negocios.

“Grido viene creciendo en forma sostenida Mar del Plata. La estrategia general para esta zona es prácticamente la misma que venimos aplicando y desarrollando en cualquier otra ciudad del país; esto es, ser el referente en precio bajo pero manteniendo una relación precio-calidad perfectamente entendida por nuestros consumidores y un alto estándar de calidad en atención al cliente”, explica Guillermo Parada, representante regional de la empresa.

“Los postulantes que se convierten en franquiciados tienen perfectamente internalizado el concepto de que Grido no vende sólo helados sino momentos agradables de esparcimiento”, agrega.

En ese marco, al margen de las aperturas previstas para el corto plazo, numerosos inversores locales están avanzando con los trámites pertinentes tendientes a la apertura de más heladerías en la provincia de Buenos Aires, con fuertes perspectivas de crecimiento.