En el día de la presentación del Señor, y de Nuestra Señora de la Candelaria, como es una tradición en Mar del Plata se celebra también a la Virgen Stella Maris, en la capilla que lleva su nombre, ubicada en Viamonte y Brown.

Monseñor Antonio Marino, obispo de Mar del Plata, presidió la eucaristía y miembros de la Armada Argentina se hicieron presentes en este día, ya que se la conoce como la patrona de los marinos.

Las hermanas Adoratrices que atienden la iglesia, los miembros de la comunidad educativa y también fieles y devotos se hicieron presentes en la capilla.

Entre las autoridades se encontraban, Luis Ignoto, director del distrito descentralizado Vieja Usina, quien participó en representación del intendente municipal, Carlos Arroyo; autoridades y representantes de la Base Naval, de la Base aérea, de la Agrupación de Artillería Antiaérea de Ejército 601-Escuela, de la prefectura naval, e inspectores de DIPREGEP.

Al finalizar la misa, la teniente de navío Paulina Salazar, hizo la consagración a la Virgen, en nombre de la Armada Nacional y la Prefectura naval Argentina.

“Según la tradición local honramos en este día a la Santísima Virgen bajo la advocación de Estrella del mar o Stella Maris. Por eso la Armada Argentina, la honra como su patrona; a ella acuden también todos aquellos que están vinculados con el mar de una u otra manera, como los miembros de prefectura y los navegantes. Todo transeúnte al entrar aquí, siente que es peregrino en el mar de la vida”, expresó monseñor Marino en su homilía.

Al término de la eucaristía, los alumnos del colegio, ofrecieron bonos contribución para finalizar la obra de restauración de la Iglesia, y así a poder quitar los andamios que se encuentran en la torre principal y pueden observarse en el exterior.

Deja un comentario

Dejanos tu opinión con Facebook

Comentarios: