El gobierno nacional “está preocupado” porque la cantidad de pacientes infectados con dengue va en fuerte aumento y advierte que las lluvias podrían complicar la lucha contra el Aedes aegypti, el mosquito transmisor.

La acumulación y el estancamiento de agua en recipientes y pozos por las intensas lluvias registradas en los últimos días podría potenciar la reproducción del mosquito transmisor del dengue, zika y chikungunya.

La advertencia y el pedido de precaución y control en los domicilios fue expresado por el director Nacional de Epidemiología del ministerio de Salud, Jorge San Juan, quien está al frente de la lucha contra el mosquito que transmite las tres enfermedades mencionadas.

Las lluvias se sumaron al problema que había anticipado el domingo el ministro de Salud, Jorge Lemus, quien explicó que se está trabajando fuertemente en la fumigación en todo el país pero advirtió que los mosquitos “ya presentan resistencia a los químicos”.

Deja un comentario

Dejanos tu opinión con Facebook

Comentarios: