Miguel Grassi Muñoz, titular de Tránsito municipal, reconoció que durante el fin de semana largo no se pudieron realizar controles de alcoholemia porque no cuentan con equipos para efectuar las mediciones correspondientes.

Cabe destacar que, al agente de Infantería que protagonizó el grave siniestro de tránsito en Cabo Corrientes no se le pudo realizar el test de alcoholemia por la falta de alcoholímetros.

Consultado al respecto, Grassi Muñoz confesó que a la fecha el área a su cargo no cuenta con alcoholímetros propios que funcionen.

“En su momento, el área llegó a tener 10; cuando asumimos la gestión había 1 sólo y desde hace algunos días no funciona. Así que en las últimas noches no se pudieron realizar operativos de control de alcoholemia”, explicó el titular de Tránsito a Radio Brisas (FM 98.5).

El funcionario municipal agregó que parte de los controles que se efectuaron en lo que va del verano se realizaron junto con la Agencia Nacional de Seguridad Vial que cuenta con un alcoholímetro.

Tras señalar que el área no dispone de fondos para adquirir equipos, Grassi Muñoz manifestó que en el transcurso de esta semana viajará a Buenos Aires donde se reunirá con autoridades del Ministerio del Interior y espera regresar con algún equipo.

Deja un comentario

Dejanos tu opinión con Facebook

Comentarios: