La ciudad canadiense de Toronto espera tener unos Juegos Panamericanos inolvidables. Y desde hoy, cuando se lleve a cabo la apertura oficial, empezará a tirar toda la carne al asador. O el arte al escenario, para decirlo de mejor manera.

Desde las 21 (hora argentina) se llevará a cabo la ceremonia inaugural en la que Cirque du Soleil realizará un espectáculo que será el número principal de un evento que incluirá el desfile de más de 6 mil atletas de las 41 delegaciones.

La delegación argentina estará encabezada por el ciclista Walter Pérez, quien al igual que hace cuatro años, en Guadalajara 2011, portará la bandera nacional. La “banda” argentina está compuesta por casi 500 deportistas que participarán en todas las disciplinas, a excepción del béisbol y saltos ornamentales.

Son 19 deportistas marplatenses los que tomarán parte de los Juegos Deportivos Panamericanos. También la ciudad aportará jueces, entrenadores, dirigentes y periodistas a la cita panamericana.

La función preparará el terreno para el momento culminante de la noche: la tradicional entrada de la antorcha que prenderá la llama en el pebetero y así dejará inaugurada la 17ª edición.

“La magia, junto a artistas de clase mundial, prometen una ceremonia de apertura maravillosa, mostrando la diversidad de todo Canadá”, anticipó Ian Troop, director ejecutivo de Toronto.

El Cirque du Soleil nació hace más de 30 años con un grupo de 20 artistas callejeros y se convirtió en una compañía que realiza aclamados espectáculos alrededor del planeta basados en una espectacular puesta en escena.

Más de 600 artistas darán forma a un espectáculo preparado especialmente para la ocasión. “Estamos muy entusiasmados por esta presentación, en la que Cirque du Soleil personifica los valores de los Juegos Panamericanos, como la colaboración, la inclusión y la diversión”, dijo Yasmine Khalil, el director creativo de la compañía circense con base en Montreal.

Será la tercera vez que Canadá reciba a los Juegos, tras las experiencias vividas en Winnipeg 1967 y 1999. Para esta edición, Toronto paseó la antorcha 5 mil kilómetros.

La organización espera que más de 40 mil personas acudan al Rogers Center, el estadio donde juegan de local los Toronto Blue Jays de la liga profesional de béisbol, situado a un costado de la icónica Torre CN, en el moderno centro de la ciudad.

Deja un comentario

Dejanos tu opinión con Facebook

Comentarios: