Javier Faroni, candidato a intendente por el Frente Renovador, advirtió que el narcotráfico se fortalece en Mar del Plata y que la droga está presente en los delitos violentos. “Nos es casualidad que tengamos casi 200 crímenes en 30 meses”. Planteó trabajo con especialistas para erradicar a las bandas y aplicar políticas sociales de asistencia a adictos.

Es imposible confiar en un avance en materia de lucha contra las drogas cuando tenemos cada vez más barrios dominados por narcotraficantes y no hay una política social seria como para rescatar y recuperar a los adictos”, señaló el candidato a intendente por el Frente Renovador, Javier Faroni, preocupado porque en el contacto cotidiano con los vecinos emerge como preocupación central la presencia de bandas que venden estupefacientes.

Por eso insistió que el desafío de los próximos años para el país y en particular para Mar del Plata es frenar este flagelo con políticas concretas de seguridad y prevención. Y en tal sentido propuso el trabajo en conjunto con especialistas y “unirse para evitar que seamos la nueva Rosario”.

Faroni planteó que el fortalecimiento de estos grupos genera “más violencia”, tanto por la disputa de territorios entre ellos mismos como por el accionar de delincuentes que salen a robar bajo efectos de drogas. “Por eso no es casualidad que en Mar del Plata tengamos a la fecha 36 homicidios en lo que va del año y casi 200 en los últimos 30 meses”, advirtió.

Consideró que resulta imprescindible una política de seguridad “seria y comprometida” para poner freno a este flagelo y al mismo tiempo invertir en el desarrollo de programas y espacios que permitan a los adictos “la adecuada contención y asistencia profesional para que puedan rehabilitarse”.

Destaca que durante la recorrida por distintos sectores de la ciudad y muy en particular en punto de la periferia hay inquietud por el arraigo de vendedores de drogas que se hacen fuertes, a veces con acciones intimidatorias. Dijo que los propios vecinos aseguran que hay caseríos o manzanas a los que “ni la policía se anima a entrar”.

Además remarcó que la situación no es ajena a las autoridades y recordó que esta última semana un funcionario judicial reconoció que Mar del Plata empiezan a aparecer lo que se denomina “soldaditos narcos”, que son niños y adolescentes utilizados por las bandas para vigilar zonas y participar de la entrega de drogas.

Faroni señaló que se necesitan más centros de atención de las adicciones pero marcó como fundamental lo que se haga en prevención. Al respecto recordó el trabajo que desde el Frente Renovador viene realizando con directivos de clubes, sociedades de fomento y ONG´s. “Los chicos necesitan de la escuela y estos espacios de contención que con deportes y propuestas culturales los mantendrán lejos de las adicciones”, aseguró.

Deja un comentario

Dejanos tu opinión con Facebook

Comentarios: