La participación ciudadana se ve como una forma de solucionar cuestiones municipales. Así lo contempla el Código Municipal de Justicia que entregó el intendente Gustavo Pulti para que sea tratado la semana entrante en el Honorable Concejo Deliberante.

La iniciativa fue creada por, el representante del Instituto Latinoamericano de Seguridad Democrática (ILSED), Alberto Binder y un equipo de trabajo a su cargo.

Dicho Código Muncipal de Justicia, pretende incorporar la creación de la Casa de Justicia Municipal en distintos barrios de la ciudad así como la constitución de Jurados Vecinales y la figura de Vecinos Pacificadores. Estas dos últimas propuestas contemplan la participación ciudadana en cada barrio para la resolución temprana de conflictos.

Este proyecto, según explicaron sus creadores, es un nuevo paradigma de una Municipalidad que intervine de un modo avanzado en la construcción de la paz comunitaria como un servicio esencial que se basa en tres dimensiones.

La primera es contar con una estructura dentro del Departamento Ejecutivo con capacidad de conducir un conjunto de fuerzas policiales y judiciales, mientras que la segunda es tener una herramienta propia como es la Policía Local, que pronto será una realidad.

Por último la tercera dimensión consiste en una redefinición muy profunda de la Justicia de Faltas del Municipio para avanzar hacia lo que es propio de una autonomía; contar con un sistema judicial municipal.

En este sentido, unas de las características esenciales es la independencia que se le asigna a la Justicia de Faltas. En este marco legislativo, se está pretendiendo dotarla de esa fuerza para ser una institución firme y que perdure en el tiempo, independientemente de los procesos políticos, aseguraron desde el municipio.

Deja un comentario

Dejanos tu opinión con Facebook

Comentarios: